Ooohs y aaaahs

Al principio me encantaba mi trabajo. Como a todo el mundo, la novedad me proporcionaba un no sé qué, un embrollo de emoción incalculable que me duraba días y días después de cada aparición. Empezaba mi jornada con tiempo de sobra y siempre hacía horas extras sin pestañear ni lamentarlo.

Entonces pasaron los siglos y de pronto ya no me daba tanto gozo tener que levantarme con el sol y esperar paciente a que a la lluvia le diera por caer. Además es esta una profesión dura ya que poca gente llega a ver lo que uno hace, y aunque los que lo llegan a ver lo aprecian, su apreciación es fugaz, como la misma luz.

Antes era distinto, la gente no estaba tan sobresaturada de información y cosas que hacer, y se paraba más a apreciar lo realmente importante de la vida. La tecnología ha hecho mucho mal a mi profesión. Ya en su momento la revolución industrial, con los cambios de ritmos de producción y la miserabilicación de la vida humana, provocaron que la perspectiva y el modo de ver las cosas de la gente se tornaran borrosos, pesados, limitados. Y el humo y la contaminación de las ciudades tampoco ayudaron.

¡Cómo añoro aquellos tiempos en que la gente miraba al cielo y abría la boca presa del asombro! Y se veían y oían ooohs y aaahs por todas partes. Claro que entonces también lo interpretaban a motivos sobrenaturales y aquello era mayor motivo de asombro. ¡Ja! No, hoy en día solo se puede confiar en la ingenuidad de los niños para sentirse apreciado, y ni eso.

Nadie debería dedicar toda su vida al mismo quehacer, porque pasa factura. Por ejemplo yo… no diré que odio mi trabajo, eso es muy extremo. Pero ya no lo disfruto, y aguardo con gozo contenido el momento en que las condiciones meteorológicas extremadamente adversas me ahorran siquiera la necesidad de estar de guardia. ¡Que llueva, que llueva, la virgen de la cueva, que sí, que no, que caiga un chaparrón y me quede yo tranquilo, sin salir de mi casa!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s